Cómo me deshice de la grasa corporal

1113Perder grasa corporal es fundamental para lograr un físico atractivo. La grasa deforma las bellas formas del músculo y lo esconde.

En un cuerpo, un exceso de grasa tiene el poder no solo de ocultar tus músculos, sino hacer que éstos incluso parezcan más pequeños.

Por el contrario, un físico definido, a la luz del día, tiene la potestad de hacer parecer a su portador incluso más grande de lo que realmente es.

El secreto para deshacerse de la grasa

2223No hay más secreto que comer “limpio”. Cometéis un error los que pensáis que es suficiente con pasarte el día haciendo deporte.

Al contrario, lo de hacer ejercicios extenuantes todo el día, solo sirve de excusa para luego pegarte el atracón del siglo en casa.

No hará falta quemar grasa si directamente no la ingieres, o lo haces en pequeñas cantidades. Los propios movimientos cotidianos del día, si ingerimos pocas grasas y los hidratos justos, se quemarán por sí mismos.

Mi propia experiencia

Obviamente, no hablo desde el conocimiento ajeno sino el propio. Como se puede apreciar en las imágenes, la capa de grasa impedía ver los músculos.

Además, me aportaban una visión de conjunto poco estética, donde los músculos que se insinuaban, aparecían sin forma ni estética alguna.

Cómo me deshice de la grasa corporal, es algo que procuraré contaros en detalle.

Los hidratos, la clave

Para empezar a deshacerme de la grasa, me di cuenta de que mi enemigo no estaba en los dulces (o no solo) sino que andaba oculto en algo que yo creía positivo: los hidratos de carbono.

Para subir de peso, no paraba de consumirlos pero con la errónea creencia de que luego podría definir sin retirarlos de la dieta.

Cuando consumes todo o casi todo proteína, la sensación que tienes es de hambre continuamente y de que tus músculos se consumen poco a poco.

3334Pero si tu tendencia genética, como la mía, es a acumular la grasa, entonces tienes que quitarlos de las comidas, sin lugar a dudas.

Así que mandé el arroz y la pasta en general, a paseo. Solo consumía algo de arroz cada dos días, el resto pollo, pescado y agua.

Además ayudé con el cardio para acelerar el proceso: una hora todos los días. El cardio no es lo que te hará perder, pero sí que puede ayudar a que todo vaya más rápido.

Y esa fue mi rutina un día tras otro.

Después de 16 semanas de “afinar” con la comida, todo cambió, como puede apreciarse. Aunque algo de masa muscular se pierde, digamos que la visión de conjunto era más estética y acorde a lo que yo buscaba.

Jamás he pretendido dedicarme al culturismo ni al fitness; simplemente trabajé para tener el físico que se ve en la foto.

441Aunque yo pensaba que lo hacía bien y llegué a asumir que mi genética era así de mala, me equivocaba. El tema es que, aunque comiences a comer limpio, no verás resultados hasta pasado un tiempo.

La diferencia entre gente con buena genética y gente con mala genética, es una cuestión de tiempo. Lo que me faltaba para conseguir exactamente lo que quería, era eso, paciencia, tiempo.

Tenía que dar a mi cuerpo las semanas suficientes para hacer el cambio, y así lo hice.

Por supuesto más de una vez llegué a pensar que no merecía la pena, especialmente cuando la envidia que pasaba con la dieta se hacía cada vez más aguda y el cuerpo seguía sin arrojar resultados.

Por suerte, aquel invierno me convencí de seguir aún sin ver resultados y, de pronto, todo cambió. El proceso se aceleró y los cambios llegaron, como dos meses y medio después de haber comenzado.

Ya prácticamente cuando estaba a punto de tirar la toalla.

Por eso, si de algo sirve mi experiencia, es para que os deis cuenta de que es solo cuestión de tiempo que los resultados lleguen.

Las primeras semanas puede que os comáis el mundo por las ganas que tenéis de conseguir adelgazar, pero las crisis llegan, vaya si llegan, y es cuando la mayoría abandona.

Confiad, sin embargo, en el trabajo duro que estáis haciendo y que no es fácil porque llegará, sin lugar a dudas.

No merece la pena echar abajo un edificio que os ha costado levantar día a día, sacrificio tras sacrificio.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *